Madera de Aliso: Tipos, Características y Usos

madera de aliso

La madera de aliso es una madera clara que destaca por su facilidad a la hora de trabajarla. Se encuentra ampliamente distribuida en el hemisferio norte, principalmente en Europa.

Ha sido utilizada históricamente para toda clase de trabajos. De entre ellos cabe mencionar que se ha utilizado para la construcción de cimientos de casas entre los canales de Venecia.

Tipos de Alisos

Existen aproximadamente 30 tipos de especies que podemos encuadrar dentro de lo que se conoce como alisos, Alnus. La mayoría de ellas son poco tamaño. Desde el punto de vista de especie maderable, son tres los que destacan:

  • Aliso Rojo o Americano (A. Rubra). Principalmente se encuentra en el noroeste de Norte América.
  • Aliso Negro o Aliso Común (A. Glutinosa). Tiene una amplia presencia en Europa, desde el Mediterráneo hasta Rusia.
  • Aliso Gris o Cano (A. Incana). Distribuido principalmente en la Europa central.

Características de la Madera de Aliso Común

Cómo es lógico existen pequeñas diferencias según la especie. Aquí nos centraremos en el Aliso Negro, y citaremos a las principales diferencias.

  • Es una madera de color marrón claro, que se oscurece hasta alcanzar tonos rojizos tras ser cortada. Es difícil distinguir entre albura y duramen. Es bastante parecido al abedul.
  • Fibra recta.
  • Grano fino.
  • Es una madera semi-ligera con una densidad aproximada de 500-550 kg/m3. Es considerada una madera blanda. El aliso americano es más ligero, con una densidad 450 kg/m3.
  • No es una especie durable frente al ataque de insectos y hongos. De hecho debe secarse rápidamente tras la tala para evitar manchas y el deterioro. Es curioso que no se comporta del todo mal en ambientes húmedos.
  • Resistencia a flexión estática 680 kg/cm2
  • Módulo de elasticidad 95.000 kg/cm2
  • Resistencia a la compresión 401 kg/cm2
  • Se trabaja fácil en términos generales. Es una madera estable que puede trabarse tanto con herramientas de mano como mecánicas.
    • Aserrado fácil.
    • Secado rápido y fácil.
    • Cepillado fácil.
    • Encolado fácil.
    • Clavado fácil.
    • Acabado fácil.
  • El precio de la madera de aliso es moderado. Aunque sus tablas suelen estrechas debido al reducido diámetro del árbol.

Usos de la Madera de Aliso

  • Fabricación de chapas y tableros contrachapados.
  • Torneados.
  • Mobiliario.
  • Carpinteria de interior: frisos, molduras, rodapies…
  • Artesanía.
  • Mangos de utensilios y juguetes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *