Madera de Azobe: Características y Usos

azobe

La madera de azobe, a pesar de ser compleja de trabajar debido a su gran dureza y densidad, es sorprendentemente resistente y duradera, de ahí que se la demanda para usos especialmente exigentes, por ejemplo, en aplicaciones marinas. En países anglosajones es conocida como ekki.

Nombre científico: Lophira alata o Lophira procera.

El azobe es originario del continente africano, más concretamente del oeste y centro. Las principales poblaciones están en países como Sierra Leona, Ghana, Nigeria, Camerún o Congo.

Si bien esta especie de madera aún no se encuentra en los apéndices de CITES, técnicamente hablando aún no está amenazada, sí que se la puede considerar una especie vulnerable ya que su población se está reduciendo drásticamente.

Características de la Madera de Azobe

Color: Madera de color rojo oscuro a marrón purpura. La albura es de color claro, rosado pálido. Se diferencia claramente la albura del duramen, entre la que se encuentra una zona de transición bien demarcada.

Defectos Característicos: Depósitos minerales de color blanco.

Fibra: Entrelazada.

Grano: Grueso.

Densidad: Madera pesada con 1060 kg/m3, al 12% de humedad.

Dureza: Se trata de una madera muy dura, con 10,7 en el test de Monnin.

Durabilidad: Madera muy duradera, con buena resistencia al ataque de insectos, incluidos xilófagos marinos. Buena opción para usos a la intemperie.

Estabilidad Dimensional:

  • Coeficiente de contracción volumétrico: 0,69 Madera nerviosa (poco estable).

Propiedades Mecánicas:

  • Resistencia a la compresión: 980 kg/cm2
  • Resistencia a flexión estática: 1.650 kg/cm2
  • Módulo de elasticidad: 218.500 kg/cm2

Impregnabilidad: No impregnable.

Trabajabilidad: En términos general, la madera de azobe, es compleja de trabajar debido a múltiples factores: dureza, fibra entrelazada, depósito…

  • Aserrado. Problemas derivados de la dureza y desgaste producido en la herramienta.
  • Secado. Lento, con alto riesgo de deformación.
  • Cepillado. Problemas derivados de su dureza, del grano entrelazado y embotamiento de herramienta.
  • Encolado. Problemático debido a su densidad y a la presencia de aceites naturales.
  • Clavado y Atornillado. Requiere pretaladros.
  • Acabado. Bueno.

Puede provocar irritaciones en la piel y otras reacciones alérgicas. Las reacciones graves son muy poco frecuentes.

Usos del Azobe

  • Obras hidráulicas.
  • Traviesas y postes.
  • Construcción de puentes. Tanto para partes en contacto con agua como con la tierra.
  • Cubiertas y pisos.
  • Carpintería de exterior: terrazas, escaleras, balcones…
  • Tonelería.


Comentarios


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete y recibe todas nuestras novedades

Respetaremos tu privacidad.