madera para exterior

Cuando buscamos maderas para exterior nos referimos a aquellas que de forma natural son aptas para estar a la intemperie. Es decir, la humedad, hongos, insectos o incluso el sol les afectan en menor medida.

Estas son especialmente demandas para su uso como tarimas, revestimientos de pared, fabricación de estructuras e incluso mobiliario. Son en estos usos donde los consumidores buscan unas prestaciones adicionales, como pueden ser la resistencia a golpes, humedad y/o insectos.

Estos suelos de madera para exterior son utilizados para crear terrazas, patios o entornos de piscinas. También pueden ser usadas para fabricar otras estructuras de madera que estarán en exteriores como pérgolas, porches o cubiertas.

Aunque estas maderas presenten una resistencia natural nunca está de mas aplicar tratamientos protectores. No solo son necesarios, con ellos aseguraremos una muy larga vida a estas maderas para intemperie.

usos madera intemperie

5 especies de madera para exterior

  • Madera de Teca. Esta madera tiene su origen en Indonesia y posee originalmente un color dorado que poco a poco se va tornando en plateado. Posee unas cualidades de resistencia privilegiadas que la hacen ideal para toda clase de trabajos en exteriores: tarimas, mobiliario de exterior o incluso la fabricación de barcos. A diferencia de otras especies de madera, la teca produce un aceite natural que reduce la necesidad de utilizar productos protectores y selladores, de hecho estos aceites son comercializados para su utilización en otras maderas.
  • Madera de Iroko. Conocida como la “Teca Africana la madera de Iroko es natural de África y tiene un color amarillento que rápidamente se oscurece hacia un bonito y rico marrón. También es utilizado para una gran variedad de trabajos especialmente: la fabricación de tarimas, encimeras, barcos e incluso instrumentos musicales. No le afectan especialmente los insectos y hongos.
  • Madera de Cumaru. En este caso es conocido como la “Teca Brasileña”. Tiene su origen en Sur América y parte de un color entre amarillo y rojo que poco a poco va adquiriendo tonalidades plateadas. La madera de cumarú presenta unas grandes propiedades para su utilización en la fabricación de barcos y su comportamiento frente al fuego es realmente excepcional, similar al del acero o el hormigón. Al igual que los anteriores tipos de madera es muy resistente a los insectos y humedad por lo que también se usa en muchas ocasiones para fabricación de tarima exterior.
  • Madera de Ipe. La madera de Ipe es originaria de Sur América y tiene un color oliva marrón oscuro que puede oscurecerse aún más. Es una madera muy conocida y demandada para la fabricación de tarima exterior dada su enorme resistencia y su durabilidad en ambientes húmedos y frente a insectos. También presenta un buen comportamiento frente al fuego dada su gran densidad. No se trata de una madera fácil de trabajar y produce un intenso desgaste en la herramienta y maquinaria. Se debe a que es muy dura y densa, muchísimo más que la mayoría.
  • Madera de Cedro. En este caso se trata de una madera apta para exteriores de origen no tropical. Existen varias subespecies y es abundante. Tiene un color rojizo característicos y es mas liviana que las anteriores. Lo que le otorga a la madera de cedro la capacidad de usarse en exteriores y ser resistente a la humedad e insectos es su resina.

Precios de especies de  maderas para exterior

Aquí puedes encontrar los precios aproximados de estas maderas para exterior, siempre sujeto a las variaciones y fluctuaciones típicas del mercado.

Madera Origen Otras características Resistencia al fuego Resistencia a insectos y hongos Precio
Teca Indonesia Gran resistencia intemperie Buena Si 61,50 €
Iroko África Adquiere tonalidades muy ricas Buena Si 46,40 €
Cumaru Sur América Gran resistencia a la putrefacción Muy Buena Si 29,35 €
Ipe Sur América Enorme Resistencia Muy buena Si 43,50 €

Tratamientos para obtener madera para exterior

No necesariamente debemos recurir a especies que tienen una resistencia natural. Es posible utilizar otros tipos de madera para exterior si aplicamos algún tratamiento que las habilita para ello.

  • Autoclave. Consiste en secar la madera en tubos de vacio y aplicar sales de cobre que recubren las celulas de la madera y la protegen.
  • Madera termotratada. En ausencia de oxígeno se aplica calor sobre la madera, casi hasta el punto de combustión. Esto altera la composición química de la madera y sus propiedades.
  • Carbonización. Se trata de una técnica tradicional japonesa de preparar madera para exterior. Consiste en quemar la capa superficial, unos pocos milímetros, y luego se limpia con agua y cepilla para eliminar parte de lo que se ha carbonizado. La madera queda con un tono grisaceo oscuro. Es necesaria la aplicación a posteriori de alguna cera o resina.

Ambos métodos se aplican en mayor medida en maderas con coste relativamente bajo y abundantes con el fin de obtener maderas para exterior baratas.

Por otro lado tenemos tratamientos más o menos superficiales que deben renovarse periódicamente pero que pueden ser igualmente útiles. Independientemente de la madera siempre se recomienda aplicar algún producto protector, ya sea una madera de exterior o no.

  • Barnices y protectores para exterior. En el mercado existe una gran variedad de barnices para este fin. Incluso es posible encontrar buenos productos al agua, lo que hace unos años era impensable.
  • Lasur. A diferencia del barniz, el lasur penetra algo en la madera. Deja el poro abierto, dejando que la madera transpire naturalmente. Es ideal cuando existen grandes cambios térmicos y de humedad. Es necesario renovar la aplicación con relativa frecuencia.
  • Aceite de Linaza. Es producto que se ha usado tradicionalmente para proteger maderas de exterior. Se obtiene a partir del prensado de las semillas de lino y tiene unas propiedades similares a las del lasur. Si bien su aplicación no es compleja si que puede llevar bastante tiempo debido al número de capas que pueden hacer falta y a los largos tiempos de secado.
  • Aceite de Teca. El aceite producido naturalmente por la teca puede adquirirse y aplicarse en otras maderas.

2 Comentarios

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here