Parquet vs. Suelo Laminado: Ventajas e Inconvenientes

suelo laminado parquet

Quieres recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email

Es muy probable que en algún momento te hayas hecho la pregunta ¿suelo laminado o parquet?, especialmente si te estas mudando a una casa nueva, te encuentras en mitad de una reforma o si simplemente te estás planteando redecorar una habitación.

Pero, ¿cuáles son las diferencias prácticas entre el parquet y el suelo lamiando?.  La respuesta a esta pregunta la hemos dividido en 3 puntos: costes, durabilidad, limpieza y mantenimiento.

Costes

Costes del suelo laminado

Sin lugar a dudas podemos afirmar que el suelo laminado es barato, tan solo hay que compararlo con otros tipos de suelo para ver que es cierto. Aunque por otro lado también cabe decir que existen diferencias importantes de precio según de la gama que estemos hablando. Hasta hace unos años, dentro de este campo, era fácil encontrar quien afirmara que “era muy barato para ser bueno”, sin embargo este tipo de comentarios han desaparecido, salvo en los casos en los que estemos hablando de un suelo laminado de baja calidad.

Otro motivo por el que se afirmaba que era tan barato es que no era un producto autentico, no es madera natural, y no se puede comparar. En parte es cierta esta afirmación, estamos hablando básicamente de madera prensada (mdf) sobre la que se pega un papel con un diseño o dibujo, sin embargo durante los últimos años las cualidades de estos diseños, no solo desde el punto de vista de la impresión también del tacto pondrían en apuros a más de uno a la hora de distinguir un suelo laminado de uno de madera maciza.

Adicionalmente es relativamente sencillo de instalar y no requiere de grandes obras, lo que reduce significativamente el gasto a realizar.

Costes del parquet de madera maciza

El coste es desde luego muy superior, incluso eligiendo maderas económicas. Esto se debe básicamente a que no estamos comprando lo mismo, mientras que para el parquet estamos comprando la madera en bruto en otro compramos láminas de mdf con costes mucho más bajos y donde incluso se utilizan para la fabricación residuos o restos de la industria maderera.

Adicionalmente habría que añadir todos los costes de mantenimiento que conlleva mantener un suelo de madera maciza en buen estado, por ejemplo el lijado y barnizado periódico.

Durabilidad

Durabilidad del suelo laminado

El mdf de buena calidad tiene una resistencia considerable a los golpes, rozamiento y humedad. Adicionalmente se le añade una capa extra mejorar estas resistencias. De hecho se alcanzan unos niveles tales que los fabricantes actualmente dan garantías que pueden llegar hasta los 25 años.

Durabilidad del parquet

En gran medida la durabilidad de un parquet de madera maciza depende de la madera utilizada, siendo en un porcentaje amplio maderas que sin llegar a ser blandas no son las más duras (el coste es el factor que condiciona esta situación). Incluso en algunas maderas duras no es complicado dejar marcas de golpes, arañazos, etc. En este ámbito es posible que por norma general la resistencia sea mayor en los suelos laminados, aunque desde luego con bastantes excepciones.

En lo que se refiere a los años de duración la ventaja de la madera maciza es grande. Si el cuidado es el adecuado la duración será varias veces superior (a un coste también varias veces superior). Además si en algún momento alguna de las piezas sufre un deterioro es posible que pueda solventarse a base de lija, algo que no es posible con los suelos laminados.

Limpieza y mantenimiento

Limpieza y mantenimiento de los suelos laminados

Limpiar el suelo laminado es realmente sencillo, mucho más que cualquier otra alternativa. Bastará con barrer o pasar la aspiradora en la mayoría de ocasiones y de vez en cuanto una fregona bien escurrida. Con esto será suficiente para tener la apariencia del primer día.

Limpieza y mantenimiento del parquet de madera maciza

La capa de barniz que se aplica sobre la madera para su protección no solo es más susceptible a los elementos que la capa exterior del suelo laminado, también mucho menos resistente y será necesario restituirla con el paso del tiempo. Es posible decir que la apariencia de un buen suelo de madera maciza es inmejorable, y puede que lo sea, pero hay que mantenerlo.

En resumen

En el pasado un parquet de madera maciza era una opción indiscutible, sin embargo la calidad de los suelos laminados ha mejorado tanto que nos permiten tener un producto con una apariencia natural y con una durabilidad más que considerable, por ello la decisión entre elegir suelo laminado o parquet no es tan sencilla como podría parecer.