suelos de teca

La madera de teca es uno de los tipos de madera más codiciada. Se debe a sus extraordinarias prestaciones, que la hacen ideal para los usos más exigentes. Con ella se pueden fabricar suelos de increíble calidad: resistentes, duraderos y realmente bellos.

Propiedades de la teca

La teca es originaria de Asia, aunque hoy en día se pueden encontrar plantaciones en África y Sur América. A pesar de que la oferta no para de crecer, la demanda lo hace también, lo que nos lleva a elevados precios. Algunas especies se han sobreexplotado y están en riesgo, por lo que siempre será recomendable consultar su origen.

Se trata de una materia prima dura y resistente, a la par que flexible y estable dimensionalmente. Es mucho más durable al ataque de insectos y la humedad que otras maderas gracias a un aceite que la planta genera naturalmente, el aceite de teca. Este incluso se utiliza para impregnar otras maderas y mejorar su resistencia.

Gracias a esto los suelos de teca se pueden utilizar en exteriores: patios, jardines o terrazas. Incluso es habitual ver estructuras y principalmente tarimas de barcos hechas con teca. Este último es uno de los usos más exigentes que cualquier material puede tener, ya que el contacto con la sal del mar deteriora incluso metales como el acero.

Por desgracia es habitual que se comercialicen maderas que no son teca con este nombre. Por ejemplo hay quien denomina al iroko, y también a la afrormosia, como teca africana. En este caso estamos también ante excelentes maderas, pero las prestaciones no son las mismas. Por tanto presta atención para evitar confusiones.

Apariencia de los suelos de teca

El color está entre el dorado y el marrón claro. Cuando se exponen al sol los suelos de teca se oscurecen. Son muchos los que opinan que esto incluso mejora su apariencia, otros lo contrario. En interiores como es lógico este cambio es menos significativo.

Si no es de tu agrado este cambio de tono, te gustará saber que tras lijar, vuelve a aparecer el color original.

Mantenimiento de la tarima de teca

Periódicamente, como sucede con cualquier suelo de madera, será necesario lijar y volver a aplicar un acabado. La frecuencia dependerá del uso que haya tenido y del estado. En exteriores será más habitual.

Hay quien, escudándose en que esta madera tiene un aceite natural que la conserva, decide no aplicar ningún acabado. Desde luego será un gran ahorro en tiempo, barniz o aceite de teca, y seguramente ninguna otra madera aguante tanto sin mantenimiento. Pero viendo el alto precio de la tarima de teca soy de los que creen que es mejor cuidarla.

Además este aceite no se genera continuamente después de que se haya cortado el árbol. Será necesario aplicarlo cada varios años para mantener la tarima en perfectas condiciones.

Instalación del piso

El tipo de instalación más habitual es la de clavar sobre rastreles. se debe principalmente a que la mayoría de instalaciones se realizan en exteriores.

En interiores, y cuando el subsuelo lo permite, se puede pegar. La ventaja de esta técnica es que el resultado suele ser más estable y permite instalaciones más complejas.

Cada vez es más habitual encontrar tarima flotante de teca, normalmente multicapa. Esta instalación es mucho más sencilla y puede no necesitas de complejas obras.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here