Cómo ganar espacio en una cocina pequeña

ganar espacio cocina pequeña

Quieres recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email

Siempre buscamos soluciones para todo tipo de cocinas, no sólo nos centramos en las perfectas cocinas de película para esa casa inmensa que pocos afortunados tienen. Hoy vamos a presentar soluciones para la falta de espacio, para que eso deje de ser un problema si su cocina es pequeña.

Lo primero y esencial para el espacio son los armarios. Un armario bien equipado multiplicará la capacidad de almacenaje y nos facilitará el trabajo diario. Es fundamental acertar con la elección de estos muebles, sobre todo con su equipamiento.

Para encargar los módulos imprescindibles (no olvidemos que pretendemos ahorrar espacio), necesitamos saber exactamente qué se va a almacenar: vajilla, alimentos, etc. Un ejemplo, para una familia de cuatro miembros, lo ideal son unos cinco metros lineales de muebles (¡OJO! Sumando los módulos altos y bajos). En cuanto a los equipamientos, hay de todo: desde cajones estructurados para accesorios pequeños hasta compartimentos enormes para piezas grandes.

Igual de importante que los armarios es su distribución. Las gavetas, por ejemplo, son cajones de gran capacidad a los que podemos añadir separadores para almacenar la vajilla, contenedores para los productos de limpieza, o bien guardar las sartenes y demás enseres de cocción. Una solución muy practica son las baldas giratorias en los módulos bajos, ya que permiten un acceso fácil al interior; pero también tenemos armarios con doble cajón, estantes metálicos en la contrapuerta, etc…

Otra de las grandes soluciones para cocinas pequeñas es optimizar el espacio. Los fabricantes saben que cada vez tenemos menos espacio en nuestros pisos y por eso no dejan de formar ideas sobre cómo integrar unos elementos en otros. El abanico actual de posibilidades es bastante amplio. Lo más habitual (muy visto en películas americanas) son zonas de planchado desplegables integradas en armarios. En la misma línea también se fabrican mesas de este estilo, situadas debajo de las encimeras, perfectas para tener la zona de office al alcance de la mano.

Hoy en día, la falta de metros cuadrados ya no es una excusa para que una cocina sea un espacio agradable.