La Carpintería Japonesa: Características, Herramientas y Ejemplos

carpinteria japonesa

Quieres recibir todos nuestros contenidos y novedades en tu email

Si bien la moderna cultura japonesa es relativamente conocida fuera de Japón no ocurre igual con sus tradicionales o practicas artesanales, especialmente si no salen en la televisión. Esto es lo que sucede con la carpintería tradicional japonesa, que aun siendo muy apreciada y valorada por los profesionales de la madera que la conocen y han oído hablar de ella, no es conocida fuera de estos ámbitos.

Fuera de oriente la profesión de carpintero es algo genérico y son muchos los habiéndose especializado en una determinada rama no tienen problemas en realizar otros trabajos. Por ejemplo un ebanista que dedica gran parte de su tiempo a la fabricación de mobiliario no tendría reparos en fabricar el techo de una vivienda si un cliente se lo solicitase. Esta es una cuestión que queda aún más clara si atendemos a la formación que reciben hoy en día los carpinteros, enfocada a realizar un mayor número de tareas. Esto no sucede en Japón, allí existen perfiles de carpinteros bien definidos y donde es realmente complicado verlos salirse de su ámbito de actuación. Principalmente existen 4: los que se dedican a templos o santuarios, lo que se dedican a los salones de té y grandes residencias, los que fabrican mobiliario y los que construyen.

Los artesanos japoneses buscan dar una segunda vida al árbol a través de la utilización de su madera para la fabricación de algo que perdure y que se encuentre en sintonía con su entorno. Tienen una visión mucho más filosófica de la carpintería. Una visión de la que en más de una ocasión nos gustaría impregnarnos, y que aporta un especial atractivo a los trabajos realizados por estos artesanos.

Las Uniones o ensambles de la madera

ensamble maderaUna de las principales razones por las que la carpintería japonesa es conocida y apreciada es por sus métodos de ensamble. Estos evitan la utilización de clavos o tornillos, sin que el resultado se resienta.

Son fruto de la paciencia y los conocimientos milenarios que han pasado de artesano a artesano. Son capaces de realizar los trabajos más complejos con originales ensambles sin juntas.

Wooden Joints in classical Japanese Architecture” un libro escrito por Torashichi Sumiyoshi y Gengo Matsui en 1989 se ha convertido en la biblio de esta técnica. Aquí se describen  y explican con todo lujo de detalles algunos de estos complejos ensambles japoneses.

El cepillado en la carpintería japonesa

En Japón se presta especial atención al cepillado, entre otras cosas porque con él se debe alcanzar el resultado final, ya que normalmente no se utiliza lija. Cualquier artesano japonés dispone de una veintena de cepillos de todos los tamaños y espesores con los que realizar su trabajo. Con la estructura de estos cepillos y el metal utilizado se pueden conseguir cortes realmente finos, mucho más que a lo que estamos acostumbrados en Europa y América.

Las herramientas más destacadas de esta carpintería oriental

herramientas japonesasUna de las características de estas herramientas es su nivel de personalización de cara al trabajo a realizar, es decir, se podría decir que existe una herramienta para cada trabajo. Otro característica importante es la utilización de metales de calidad para la fabricación de estas herramientas tradicionales, y nos las típicas aleaciones que podemos encontrar en una tienda de bricolaje.

Sierra japonesa (Nokogiri). Una de las diferencias más llamativas de la sierra japonesa respecto a las que estamos a acostumbrados a ver es que estás no cortan al empujar, sino en el movimiento de tracción o al tirar. Esto permite tener sierras más finas y cortes más precisos. Existen una multitud de tamaños y formas para toda clase de usos.

Cepillo japonés (Kanna). Al igual que sucede con la sierra, el cepillo japonés realiza el corte en la tracción y está formado básicamente por la caja de madera, la cuchilla y el fijador. Otra gran diferencia es que la cuchilla es convexa en lugar de plana.

Formón japonés (Nomi). Dar una generalización en este caso es más complejo ya que la variedad es enorme, aunque si se puede decir que son fabricados con acero laminado. Los hay para toda clases de maderas y de trabajos, con mayor o menos bisel, etc.