Maderas

Madera de Sucupira: Características Y Usos

Compartir:

madera de sucupira

La madera de sucupira es una madera dura y pesada, de tonos marrones demandada principalmente para usos exigentes como son suelos, construcción y fabricación de embarcaciones.

Se trata de una especie tropical originario de la zona norte de Sudamérica. Más concretamente de países como Colombia, Venezuela o Brasil. Su nombre científico es diplotropis purpurea.

Es un sustituto habitual de maderas como el Ipé. Ambas son especies de gran dureza que pueden utilizarse tanto en interiores como en exteriores.

Características de la Madera de Sucupira

  • Color: el duramen varía entre tonos pardos oscuros y rojizo, hasta el blanco con tonos grises de la albura. Tiene un interesante brillo bajo la luz adecuada.
  • Fibra generalmente recta. Con frecuencia entrelazada.
  • Grano medio.
  • Se trata de una madera bastante densa, aproximadamente 910 kg/m³ la 12% de humedad. Clasificada también como una madera muy dura.
  • Durabilidad alta frente al ataque de hongos e insectos. En este sentido no hay unanimidad, ya que podemos encontrar referencias contradictorias que la clasifican como medianamente durable.
  • Madera entre estable y nerviosa. Coeficiente de contracción volumétrico del 0,44%.
  • Propiedades mecánicas:
    • Resistencia a flexión estática 1.400 g/cm².
    • Módulo de elasticidad 180.000 kg/cm².
    • Resistencia a la compresión 850 kg/cm².
  • Trabajabilidad: entre fácil y moderada.
    • Aserrado. Tan solo problemas derivados de su dureza y densidad.
    • Secado. Entre lento y medio. Existen bastante riesgos de problemas durante esta etapa. Principalmente deformaciones y fendas.
    • Cepillado. Dificultad derivada de la dureza. La fibra entrelazada puede generar problemas de repelo.
    • Encolado. Problemas de adherencia debido a la abundancia de taninos.
    • Clavado y atornillado. Necesidad de realizar pretaladros y mecanizados debido a la dureza de la madera de sucupira.
    • Acabados. Sin problemas.

Principales Usos

  • El principal uso de la madera de sucupira es la fabricación de tarimas. Ofrece un interesante contraste de colores claros y oscuros, y una excepcional resistencia.
  • Ebanistería y mobiliario de calidad.
  • Torneados.
  • Carpintería de interior: Puertas, ventanas, molduras, frisos…
  • Carpintería de exterior.
  • Carpintería de armar.
  • Chapas de madera natural.
  • Vehículos como carros y herramienta agrícola.